“He aquí una prueba de la conspiración contra Venezuela para retardar la impresión de billetes nuevos! Seguiremos derrotando el plan imperial”, escribió en @DrodriguezVen , donde adjuntó una imagen de la agencia Blommberg del 14 de diciembre, recopilada por Luigino Bracci Roa, en su cuenta ‏@lubrio.

crane

En esta imagen, que ofrece un fragmento de una nota en inglés, publicada por Bloomberg el 14 de diciembre, se explica  que la empresa extranjera “Crane” con sede en Suecia, contratada para la impresión de los billetes, ya poseía listas las piezas desde el marte 13 de diciembre, pero esperaba los aviones privados para su envío, presentando retrasos por causas que no reveló, pero que dan la razón al presidente Maduro cuando denunció el sabotaje internacional.

A continuación, una traducción libre de parte de lo publicado por Blommberg el 14 de diciembre:

“Uno de los principales proveedores de billetes contratados por el gobierno venezolano, Crane Currency, con sede en Boston, no ha firmado su orden para despachar remesas de billetes de 500 bolívares antes del plazo del jueves, según dos personas con conocimiento de la situación, que no están autorizadas a hablar públicamente sobre el asunto. A fines del martes, Crane seguía intentando enviar toneladas de billetes a Caracas desde una instalación en Suecia, dijo una de las personas”.

El Mandatario venezolano afirmó que vuelos contratados para trasladar la carga de papel moneda, recibieron presiones del Departamento del Tesoro de EEUU para sabotear el encargo firmado con el Gobierno venezolano, e incluso se vieron obligados a desviar sus vuelos para retrasar la carga y traslado desde Suecia a Venezuela. 

Fuente:

@DrodriguezVEN

‏@lubrio